Walser y la poesía: silencio atrás del silencio

Cruzo como a través de un sueño turbio…
Todo parece doble o triplemente silencioso.

  Robert Walser

Quizá pueda parecer una mala idea comenzar un ensayo con un epígrafe de Walser, el poeta de las huellas en la nieve, el poeta de los paseos y el silencio, el loco. Pero no lo es. Aquel hombre, que fue capaz de escribirle un discurso a un botón  […]

Origen: Walser y la poesía: silencio atrás del silencio | ViceVersa Magazine

Publicado en Historia de la literatura | Etiquetado | Deja un comentario

Margarite Yourcenar: El escritor

Publicado en El oficio de creador | Etiquetado | Deja un comentario

La biblioteca de Benítez Reyes

Un joven Felipe de trece años, fle­qui­llo des­fi­lado, pan­ta­lón corto y ojos viva­ra­chos, deci­dió hacerse escri­tor. Su padre había here­dado la casa de unos parien­tes y allí, en un viejo des­pa­cho, lle­gaba cada tarde y, a escon­di­das se ponía a fumar con el pre­texto de escri­bir una novela. Era ya enton­ces un niño lec­tor, al que su padre, que fue alcalde de Rota, empe­zaba a traer libros desde Madrid cuando via­jaba por moti­vos de tra­bajo, casi siem­pre de poe­sía, cum­pliendo dili­gente sus encar­gos: Rim­baud y Bau­de­laire, Lorca y Vallejo, Gil de Biedma, Sali­nas, con los que empezó a for­mar una pequeña y selecta biblio­teca. De aque­llos libros, muchos víc­ti­mas de mudan­zas y de expur­gos, con­serva toda­vía una vieja edi­ción de Walt Whit­man, Hojas de hierba, y otra de Cas­te­llet, Nueve noví­si­mos, edi­tada en Barral. […]

Origen: La biblioteca de Benítez Reyes | Revista leer

GuardarGuardar

Publicado en Actualidad literaria, De libros, bibliotecas,... | Etiquetado | Deja un comentario

El Vieco cortaziano XXVI

Aplastamiento de las gotas

Yo no sé, mira, es terrible cómo llueve. Llueve todo el tiempo, afuera tupido y gris, aquí contra el balcón con goterones cuajados y duros, que hacen plaf y se aplastan como bofetadas uno detrás de otro, qué hastío. Ahora aparece una gotita en lo alto del marco de la ventana; se queda temblequeando contra el cielo que la triza en mil brillos apagados, va creciendo y se tambalea, ya va a caer y no se cae, todavía no se cae. Está prendida con todas las uñas, no quiere caerse y se la ve que se agarra con los dientes, mientras le crece la barriga; ya es una gotaza que cuelga majestuosa, y de pronto zup, ahí va, plaf, deshecha, nada, una viscosidad en el mármol.

Pero las hay que se suicidan y se entregan enseguida, brotan en el marco y ahí mismo se tiran; me parece ver la vibración del salto, sus piernitas desprendiéndose y el grito que las emborracha en esa nada del caer y aniquilarse. Tristes gotas, redondas inocentes gotas. Adiós gotas. Adiós.

PARIS, FRANCE - november 27. Argentinian writer Julio Cortazar at home in Paris. Photo Ulf Andersen / Getty Images Julio CortazarJulio Cortázar 

Publicado en Colección de textos literarios o no | Etiquetado | Deja un comentario

Joseph Roth, el patriota de los hoteles

El austriaco no solo escribía sus artículos a toda prisa en agobios de última hora, también sus novelas más ambiciosas las escribió así […]

Origen: Joseph Roth, el patriota de los hoteles | Babelia | EL PAÍS

Publicado en Historia de la literatura | Etiquetado | Deja un comentario

Álbum de Bibliotecas en construcción, LXXVIII

Biblioteca Milan. Interior

Biblioteca Milan. Interior

Biblioteca del parque de Überlingen, Alemania.

Biblioteca del parque de Überlingen, Alemania.

Imagen | Publicado el por | Etiquetado | Deja un comentario

Cuaderno de poemas. Leopoldo María Panero

Aquí estoy yo, Leopoldo María Panero
hijo de padre borracho
y hermano de un suicida
perseguido por los pájaros y los recuerdos
que me acechan cada mañana
escondidos en matorrales
gritando por que termine la memoria
y el recuerdo se vuelva azul, y gima
rezándole a la nada porque muera.

Leopoldo María Panewro  Leopoldo María Panero

Publicado en Colección de textos literarios o no | Etiquetado | Deja un comentario